-->
-->

Todo riesgo o terceros, ¿qué seguro debo contratar?

accidenteaccidente

Al comprar un vehículo, uno de los primeros temas que hay que resolver es el tipo de seguro y cual   es la cobertura del mismo, para saber que estaremos protegidos ante las eventualidades que puedan ocurrir.

Las coberturas más solicitadas y sobre las que más consultas se reciben en lo relacionado con un  seguro automotriz son el seguro contra todo riesgo y el que cubre la responsabilidad frente a terceros. Ambas coberturas tienen diferencias que son las que vamos a detallar a continuación:

 El Seguro a Terceros

Cubre los daños producidos con el vehículo, ya sean estos bienes materiales o daños físicos en las personas, tanto de las personas que viajan en el mismo vehículo como si son víctimas de un siniestro provocado por el conductor, además de la defensa penal. Este tipo de seguro puede ser Básico de Responsabilidad Civil y Completo frente a Terceros, en el que se añade, por ejemplo, el robo, el incendio o en el que queden incluidos los remolque. Las pólizas de estos seguros no cubren las acciones dolosas, es decir, aquellas que han sido producidas con la voluntad y el empeño de dañar a otra persona.

 El Seguro contra Todo Riesgo

Como su propio nombre indica, cubre todos los riesgos que puedan afectar al vehículo. Es el tipo de cobertura más completa y que brinda una tranquilidad absoluta al asegurado. Puede ser con o sin franquicia.

Sin franquicia: en el que se aseguran todos los acontecimientos que puedan causar daños, por ejemplo el cambio de cerraduras, la rotura de cristales o los desperfectos causados por una inundación, tanto el daño parcial como el total. Cubre, así mismo, los accidentes de toda índole, la responsabilidad civil y la asistencia legal. Algunos seguros   ofrecen coberturas opcionales, como es la cobertura en caso de granizo o en caso de robo del contenido, entre otras coberturas adicionales.

Con franquicia: Se trata de un límite que se fija en el contrato, según el cual, si el daño causado por el siniestro supera ese importe, el resto necesario para cubrir el perjuicio será a cargo de la compañía aseguradora.

Todo Riesgo o Terceros, las empresas aseguradoras pueden imponer condiciones para continuar prestando sus servicios al cliente. Así, por ejemplo, algunas exigen a sus clientes sobriedad al conducir, respeto a las leyes de tráfico, acreditar que la documentación del vehículo está actualizada, etcétera. En algunos casos, el aumento de los siniestros declarados por un asegurado puede ser la causa de la baja de la póliza.

 

Be the first to comment on "Todo riesgo o terceros, ¿qué seguro debo contratar?"

Leave a comment

Your email address will not be published.

*