-->
-->

El curso escolar arranca con un aumento del 1,18% en alumnado y 375 docentes más en la Comunitat

El curso escolar 2014-2015, el primero de aplicación de la Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE) –en primero, tercero y quinto de primaria–, arrancará este miércoles en la Comunitat Valenciana con un aumento del 1,18 por ciento en número de alumnos, 9.294 más, hasta un total de 796.761, y también en número de docentes, con 346 más en la enseñanza pública, que suma 49.945 profesionales, y 29 más en la concertada, que alcanza los 14.355.

Por niveles, el número de alumnos sube un 0,58 por ciento en primer ciclo de Infantil, baja un 1,75 por ciento en segundo ciclo por el descenso de natalidad y sube un 1,64 por ciento en Primaria por el repunte de nacimientos en esos años, un 1,56 por ciento en Secundaria, un 3,08 por ciento en Bachillerato y un 2,5 por ciento en ciclos formativos de FP –que superan en número de alumnos a Bachillerato–, estos dos últimos por descenso del abandono. A su vez, aumenta un 6,3 por ciento el alumnado de educación especial por la detección precoz de las necesidades que presentan los menores.

Por provincias, Valencia tiene 414.108 alumnos –263.959 en centros públicos y 150.149 en concertados– frente a los 407.968 del curso anterior, Alicante 286.606 –227.842 y 58.764– frente a 284.686 y Castellón 96.047 –76.873 y 19.174– frente a 94.813.

En cuanto a docentes, Valencia suma 23.622 en centros públicos y 9.359 en concertados, Alicante 19.318 y 3.828 y Castellón 7.005 y 1.168. En julio adjudicaron 8.691 plazas y este martes las 1.084 bajas desde el 1 de agosto, con otra adjudicación el viernes.

Respecto al alumnado extranjero, la Comunitat pierde 2.207 en relación al curso anterior, hasta contar con 84.737 estudiantes, con descensos en las tres provincias, hasta un total de 35.324 alumnos extranjeros en Valencia, 35.131 en Alicante y 14.282 en Castellón.

Así lo ha indicado la consellera de Educación, María José Català, en la presentación en rueda de prensa del curso, que tendrá 185 días lectivos en Infantil y Primaria, cuatro más que el anterior, 178 en Secundaria y Bachillerato, dos más, 171 en primero de FP, tres más, y 178 en segundo. Su duración aumenta para “equiparar el calendario escolar a la UE y fomentar la conciliación familiar y laboral”.

DISTRIBUCIÓN CENTROS PÚBLICOS Y CONCERTADOS

Según señala, el 67,14 por ciento del alumnado está matriculado en centros públicos, el 26,49 por ciento en concertados y el 6,37 por ciento restante en privados. Un 41 por ciento estudia en valenciano y, desde el año 2000, el número de unidades en esta lengua ha subido un 60 por ciento, hasta contar con un 52 por ciento de las públicas en valenciano. En la concertada ese porcentaje es del 10 por ciento.

El ratio de alumno por unidad pública pasa este curso de 21,10 a 20,36 en segundo ciclo de Infantil, de 20,70 a 20,90 en Primaria y de 26,60 a 27,04 en Secundaria, mientras que en la concertada pasa de 25,9 a 26,05, de 26,2 a 26,33 y de 26,4 a 27,82, respectivamente.

Según Català, el 93,2 por ciento de alumnos de tres años ha logrado plaza en el centro solicitado como primera opción, frente al 92,4 del curso anterior, y respecto a las vacantes, ha habido un 20 por ciento en centros públicos y 2,4 por ciento en concertados.

“MÁS ALUMNOS, MÁS PROFESORES Y MÁS RECURSOS”

La consellera ha subrayado que el nuevo periodo comenzará “con más alumnos, más profesores y más recursos dirigidos a la reducción del abandono escolar” y “con absoluta normalidad” pese a adelantar el inicio al 3 de septiembre, básicamente por el nuevo calendario académico que avanza a julio la PAU y los exámenes de recuperación –lo que según Català ha aumentado un 60 por ciento el número de alumnos presentados y reporta resultados similares– y por las “ventajas” de un arranque conjunto en todas las etapas.

“Estamos preparados para este inicio de curso y el profesorado está capacitado de sobra para poder afrontarlo en condiciones de normalidad”. “Espero y deseo que no sea la Conselleria la única interesada en comenzar el curso con normalidad, está todo preparado para que las cosas funcionen”, ha sentenciado.

En materia de ayudas, han concedido los 35.473 bonos infantiles solicitados, un 4,3 por ciento más que el año anterior, con una inversión anual de 30 millones en esta etapa educativa; ayudas de transporte a 53.000 alumnos, que suman 60 millones anuales; y dedica 80 millones a ayudas de comedor, que permiten servir 25,2 millones de comidas al año y benefician a “prácticamente la mitad” de los usuarios. El precio máximo de la minuta se mantiene en 4,25 euros.

También dedican 2,4 millones al año a ayudas de libros de texto para alumnos de Centros de Acción Educativa Singular (CAES) y de Educación Especial, sin variación en el número de beneficiarios.

Català ha resaltado asimismo que “el plurilingüismo es ya una realidad en toda la educación infantil” y su red suma 413 centros, 57 más, y que la Formación Profesional ha crecido un 84 por ciento desde 2003, con 107.697 plazas ofertadas este curso, 3.017 más, y un 39,11 por ciento de los ciclos autorizados correspondiente ya a FP Dual.

COMIENZAN LAS CLASES DE REFUERZO GRATUITAS

Del plan de choque contra el fracaso escolar, ha indicado que 1.165 centros han suscrito el contrato-programa, un 12 por ciento más, y que la Comunitat “lidera la reducción de la tasa de abandono temprano”, con 4,6 puntos menos que en 2012. Además, este curso comienzan las cinco horas de refuerzo semanales gratuitas del Plan Exit II en 265 centros, con 300 docentes contratados y 10.000 alumnos beneficiarios, y aumentan de 24 a 43 los colegios con tabletas.

En cuanto a las enseñanzas de régimen especial, ha apuntado que suman 107.473 alumnos –51.534 en Valencia, 38.708 en Alicante y 15.971 en Castellón–, 98.578 en Escuelas Oficiales de Idiomas (plan de formación de docentes incluido), 6.519 en enseñanzas de música, 604 deportivas, 1.107 plásticas y diseño y las otras 664 en danza.

Català ha valorado asimismo la autorización de 19 nuevos aularios de enseñanzas de idiomas, hasta contar con 17 EOI y 49 aularios, la creación de 1.260 plazas más y que, por primera vez, se impartirá C1 de francés, alemán, valenciano y español para extranjeros.

CAMBIOS CON LA APLICACIÓN DE LA LOMCE

Entre las novedades del curso ha resaltado que, con la aplicación de la LOMCE, el horario de Primaria pasa de 25 sesiones de entre 45 y 60 minutos a 30 sesiones de 45 minutos, con “especial refuerzo” en matemáticas, lenguas, naturales y sociales. Todos los días habrá al menos una sesión de matemáticas, valenciano y castellano, dos de música a la semana, se duplican las de inglés en primero y segundo y, en quinto, se introduce la asignatura ‘Cultura valenciana’, con material gratuito ya disponible en la web de la Conselleria.

Según Català, estos cambios no conllevan “inversión importante” para las familias porque sólo el desdoblamiento en dos materias de Conocimiento del Medio requiere dos manuales distintos, mientras que el resto depende del profesor y “está funcionando la reutilización”.

Además, se incorpora una evaluación final en tercero a cargo de las comunidades autónomas, con el mismo sistema que la diagnóstica, y otra en sexto, que depende del Estado y comenzará el curso que viene. Según Català, los padres también podrán solicitar los resultados al centro y su departamento estudia “cómo hacer públicos” esos datos, ya que “la LOMCE evoluciona en transparencia y rendición de cuentas”.

La Generalitat también participará, por primera vez, en la muestra ampliada del informe PISA, que anunciará los 50 centros seleccionados este mes y, en abril o mayo, evaluará la competencia lingüística, matemática y científica del alumnado de tercero de ESO.