-->

Señores, no jueguen con el campo

Corredor Mediterráneo necesario y de actualidadCorredor Mediterráneo necesario y de actualidad

No, señoras y señores, no estamos hablando ni de los esqueletos ni del sol, ni tan si quiera de la playa. Hagamos una pequeña reflexión y evoquemos un color y un olor: el verde y el azahar. Quizá así nos venga a la mente una agradable imagen de nuestro campo valenciano, el eterno saqueado y olvidado.  Sin embargo, él nos cuida, a pesar de los varapalos que han sufrido millares de hectáreas y a pesar del desprecio que le han manifestado algunas decisiones políticas y económicas. Él, el campo valenciano, continúa vivo y se mantiene como el principal motor de nuestra economía.

Ahora, dejemos que hablen los datos. El sector agroalimentario genera más de 29.800 puestos de trabajo anuales, esto representa el 13,8% del empleo en ámbito autonómico, sin olvidar su Valor Añadido Bruto, que supone el 3,2%. Sin embargo, estas referencias le sirven de poco al sector agroalimentario para alcanzar más ayudas, o por lo menos más respeto por parte de algunas instituciones. Esas que parecen estar más preocupadas por la cultura del ladrillo, hinchar esqueletos y construir chiringuitos a pie de mar. Y no criticamos que se valore al sector turístico, sino que no se tenga en cuenta que continua siendo temporal  y que se guía por modas.

Además, encontramos más cifras con la que defender a nuestro campo valenciano, con el que no se debe jugar. En todo caso, mimar y mucho. Las exportaciones del sector agroalimentario superaron los 5.800 millones de euros en 2015, una cantidad que supone un crecimiento del 12%, en relación con el ejercicio anterior. Y puestos a crecer, la facturación alcanzó los 8.895 millones de euros, que representa un incremento del 14% en comparación con los datos de 2014.

El campo ha estado olvidado durante muchos años. Aún silenciado y machacado, ha tirado del carro. ¿Será este el momento del campo valenciano? Vamos a ver en que terminan las nuevas políticas desarrolladas por el nuevo Gobierno del tripartito. Vamos a ver si no se tropieza, de nuevo, con un ladrillo o con un grano de arena.

Be the first to comment on "Señores, no jueguen con el campo"

Leave a comment

Your email address will not be published.

*