-->

Todo cambia

Corredor Mediterráneo necesario y de actualidadCorredor Mediterráneo necesario y de actualidad

La cantante Mercedes Sosa ya nos lo advertía en su bello canto, ‘todo cambia’. En ella deben haberse inspirado estos nuestros líderes políticos españoles, y es que, en estos tiempos de incertidumbre, palabras vacías, promesas al aire y programas mojados, todo cambia más rápido de lo que jamás hubiéramos imaginado. Quizás nuestros políticos se hayan acostumbrado a cambiar sin que ello tenga demasiadas consecuencias, y sólo es menester ver algunos casos gráficos, aquí en nuestra casa, de políticos que se cambian de bando de uno a otro día, sin despeinarse, y sin pararse a pensar en si hace un par de semanas criticaron más que duramente al partido en el que pretenden militar. Para muestra, un botón, o un Cantó.

Todo cambia, y es que, ¿quién iba a imaginar que en España iba a ser más difícil entenderse entre partidos ‘constitucionalistas’ que entre estos y los nacionalistas periféricos? Es triste pero así es, no se ponen de acuerdo, y lo peor de todo es que el debate no gira en torno a políticas, propuestas, programas o reformas. Gira en torno de los intereses electorales de cada partido. Piensan más en si una tercera convocatoria de elecciones les perjudicaría o les beneficiaría.

Si realmente pensasen en sus propuestas y programas, serían estas y los diferentes acuerdos los que marcarían el sentido de sus votos, pero no, son los cálculos electorales. ¿Alguien ha escuchado a Rivera exigir alguna reforma en concreto a cambio de dar su abstención a Rajoy? ¿Alguien ha escuchado a Rajoy poner encima de la mesa alguna medida de calado que pueda atraer a sus posibles socios? Todo parece indicar que a Rivera no le interesa que haya unas terceras elecciones, porque perdería votos, y por eso cambia ahora de estrategia frente a Rajoy, que recordemos es el mismo Rajoy del 20D al que dijeron que no. La suposición también parece llevarnos a pensar que Rajoy no pondrá demasiado de su parte para que le invistan, quizás piense en que unas terceras votaciones le beneficien.

Efectivamente, la vida es cambio, todo cambia. Sánchez aseguró ayer que, “a día de hoy”, su voto será negativo a Rajoy, quien sabe mañana. Tiempo.

También cambia, y mucho Rivera, que ha pasado del “no, punto” a la “abstención técnica”. Quién no cambia es Rajoy, se mueve poco y eso le va bien. Y mientras, los españoles a esperar.

Be the first to comment on "Todo cambia"

Leave a comment

Your email address will not be published.

*