-->

Trece vidas arrolladas en la carretera

Corredor Mediterráneo necesario y de actualidadCorredor Mediterráneo necesario y de actualidad

Trece estudiantes extranjeras se han dejado la vida en la carretera y su muerte quedará grabada a fuego en la retina de los viajeros de aquel fatídico autocar, que hacía la ruta entre Valencia y Barcelona, tercera y segunda ciudad de España, entre los cuales hay 44 heridos, nueve de ellos de extrema gravedad. Venían de disfrutar de una de las mejores fiestas del mundo- las Fallas- y de dejarse cautivar por el olor a pólvora. Pero todo se tornó en desgracia minutos antes de las seis, en la AP-7, a la altura de Freginals, provincia de Tarragona. Un volantazo del conductor, un error humano, se llevó por delante su futuro, sus esperanzas de progreso, los sueños de juventud de esas trece almas.

Perú, Bulgaria, Polonia, Irlanda, Holanda, Bélgica, Palestina, Japón, Ucrania, República Checa, Nueva Zelanda, Reino Unido, Italia, Hungría, Alemania, Suecia, Turquía, Grecia, Finlandia, Noruega y Suiza: los pasajeros del autobús siniestrado -los más afortunados, testigos del accidente- provenían de 21 nacionalidades distintas y regresaban de refugiarse en el calor de las Fallas. Seguro sabían que participaban de una expedición de no retorno, de un viaje con ida pero sin vuelta, ya que habían quedado embrujados por el hechizo de los monumentos falleros, por la hospitalidad de las comisiones, por nuestro don de gentes; pero jamás imaginaron que lo que iba a ocurrir era un hecho fatídico, que ni tan si quiera les permitiría regresar de su destino.

Hoy la Comunitat Valenciana llorar la muerte de estas trece jóvenes y el dolor de sus familiares y gente cercana. Desde News Grup, les envíamos nuestras mayores condolencias. Venían de entregarse a nuestra fiesta, de engrandecerla, de aportar y, posteriormente, ser embajadores de nuestra tierra. Probablemente, transmitirían de boca en boca lo espectacular de nuestras ‘mascletaes’, el sabor de nuestros buñuelos, el majestuoso olor a pirotecnia, el acogedor calor de las ‘cremaes’.

Be the first to comment on "Trece vidas arrolladas en la carretera"

Leave a comment

Your email address will not be published.

*