-->

El PP prohibirá sagas familiares, tarjetas bancarias, y el silencio en las redes

wpid-Rafa-Miró.jpeg

Rafa Miró

La ponencia sobre Regeneración Democrática que defenderá este viernes en la convención alicantina del PP el presidente de los populares de Alcoy, Rafael Miró, contiene algunas propuestas novedosas para luchar contra la desafección ciudadana hacia los políticos, que en nuestro país está rentabilizando Podemos. No en vano algunos estudios calculan en hasta un 9% los votantes tradicionales del PP que estarían dispuestos a votar por los de Pablo Iglesias. Ya de entrada Miró propone que ningún requerimiento a su partido formulado a través de las redes sociales quede sin atender.

Pero es que además, de entre los contenidos de su ponencia llama la atención la prohibición de que familiares directos o cónyuges puedan ir juntos en una misma lista. Ha sido el caso del exalcalde alicantino y su hiha Elisa Díaz, tristemente de actualidad por el juicio al que se verá sometida tras una pelea con otra mujer. Que alega haber perdido oído

Pero no es de menos actualidad el uso de las tarjetas de crédito black en instituciones y partidos. Miró propone eliminarlas todas, negras o no, de crédito y de débito, que pudieran estar a cargo del erario público.

La ponencia en cuestión propone el cumplimiento mediante “contrato” jurado que los candidatos a concejal que no tengan experiencia adquieran los conocimientos mínimos antes de 6 meses, que se entregue el acta en caso de abandono del grupo municipal en casos de transfuguismo, y que se dimita si se es imputado por corrupción (según la línea roja marcada por Alberto Fabra pero criticada por algunos dirigentes alicantinos).

Miró propone también que 1 de cada 5 candidatos a los ayuntamientos de municipios de más de mil habitantes sea menor de 30 años. En los pueblos más pequeños, dada su despoblación y envejecimiento la medida sería imposible de cumplir.

También será obligatoria la celebración de un debate anual sobre el estado de los municipios de más de 2.000 almas, la admisión de las iniciativas populares de incumbencia municipal si están respaldadas por el 15% del censo, la creación del concejal 2.0 como forma alternativa de participación ciudadana, y la absoluta transparencia en todos los ayuntamientos a través de la publicación en web de partidas, sueldos, bienes, inversiones y gastos de la institución y sus integrantes.

Estas propuestas, que en principio afectarían de ser aprobadas al PP alicantino, cuentan con muchas posibilidades de ser elevadas para su aplicación en el programa electoral del PP en el conjunto de la Comunidad.