-->

Salón Mundial del Automóvil de Paris

wpid-IMG_4464.jpeg

El pasado domingo 19 de octubre cerró sus puertas el Salón del Automóvil de Paris. Con un precio asequible, entre 8 y 10 euros en función de la edad, la presencia de gente durante toda la semana de exposición fue notable llegando a ser incómoda la visita durante los dos fines de semana que abarcó.

Uno de los eventos más importantes a nivel mundial para los amantes de las 4 ruedas. Las grandes marcas no faltaron a esta cita, donde presentaron sus nuevos modelos, tal y como hizo Volvo con su nuevo XC 90 o Mini con su nuevo modelo 5 puertas.

No faltaron tampoco los clásicos como el 911 Carrera, Panamera, Ferrari Gallardo, Masseratti Quatreporte, Wrangler, que se llevaron la mayoría de los flashes. Por otro lado, las marcas que menos triunfaron en cuanto a afluencia de gente fueron Sköda y Seat.

No sólo los coches atraían al público sino también los stands de las marcas. Los habían de todos los estilos, más futuristas, clásicos…pero el que más llamo la atención fue el stand de uno de los “anfitriones”, RENAULT, que contaba con un centenar de lámparas que se elevan y descendían cambiando de color.

En definitiva, un evento para todos los públicos, asequible donde se pudo disfrutar de los modelos que veremos pronto en nuestras calles.